En 1966 se formó la Comisión Permanente de Reconstrucción de la Memoria de la FIUBA, integrada por graduados, ex alumnos y familiares de los compañeros víctimas del Terrorismo de Estado.

Desde su inicio se constituyó en motor e inspiración de lucha por la memoria, la verdad y la justicia.